948 19 99 99

La fotofobia es definida como un malestar o molestia de carácter excesivo ocasionado por la exposición de los ojos a la luz. Esta situación puede entorpecer enormemente las actividades cotidianas de las personas, además de producir dolor e incomodidad.

A pesar de lo que suele creer la gente, la fotofobia no se categoriza como una enfermedad en sí misma. Eso sí, su presencia puede representar un síntoma claro de que algo no anda bien con nuestros ojos y alertar sobre la presencia de alguna patología.

En el caso de que quieras conocer más sobre la fotofobia, desde nuestra clínica oftalmológica en Pamplona te dejamos algunos conceptos que de seguro te viene bien manejar.

Causas

Como bien hemos señalado anteriormente, la fotofobia es una manifestación de determinados problemas al interior de los ojos. Estos pueden tener diferentes orígenes y características, por lo que se dividen en diferentes grupos.

Este síntoma puede deberse a factores físicos, traumatismos, patologías presentes en el ojo, problemas neurológicos y consumo de fármacos o drogas. Por supuesto, ante la presencia de la fotofobia lo más recomendable es acudir con un especialista y realizar las evaluaciones pertinentes.

Síntomas

Para determinar la presencia de la fotofobia en las personas, será necesario prestar atención a ciertos comportamientos y sensaciones en torno a los ojos. El picor continuo de los ojos, la necesidad de cerrar los ojos en espacios bien iluminados, una secreción mayor a la habitual de lágrimas y el enrojecimiento de los globos oculares pueden ser señales de esta condición.

fotofobia

En casos más severos también podemos encontrar dolores de cabeza, visión borrosa, rigidez cervical, náuseas y mareos. Es por esto que vale la pena conocer estos síntomas y acudir con un especialista en cuanto tengamos la sospecha de estar sufriendo episodios de fotofobia.

Tratamiento

El tratamiento de la fotofobia variará en función de las causas que esta posea. Resulta evidente que si el consumo de un medicamento o droga está provocando estos síntomas, lo más efectivo será suspender dichas dosis.

En la mayoría de los casos se recomienda el uso de gafas oscuras que puedan proteger de los rayos del sol, así como mantener los espacios interiores de la casa lo más cubiertos posibles. Las persianas y las cortinas jugarán un rol fundamental en esta tarea.

Si estás buscando algún tipo de tratamiento oftalmológico en Pamplona, te recomendamos que visites nuestro centro y que descubras todos los beneficios que tenemos preparados para ti.